martes, 9 de marzo de 2010

Coppel





Bueno strike a post, post, post Martes y el post de hoy tengo el gusto de comentar sobre una de mis marcas favoritas aquí en México, además de que es una marca sinaloense y culichi (de Culiacán) y pues creo que bien vale comentar los puntos positivos que la marca ha trabajado y que desde mi punto de vista son fortalezas que son bastante meritorias mencionar. La marca de hoy: Coppel.
Coppel les cuento que es una cadena comercial de tiendas departamentales, cuyo principal atractivo es que otorga crédito con muy pocos requisitos, tiene también zapaterías a lo largo y ancho de la república mexicana, Coppel Canadá, y acaba de entrar de forma reciente al giro de los bancos afores y demás.

¿La razón por la que escribo este post y por lo cual hablo tan bien de la marca? ¡Fácil!, la muy buena atención que tienen los empleados en cualquiera de las tiendas en las que me he parado, es sumamente difícil tener alineadas y comprometidas a las personas que se encuentran en atención al cliente para que sigan los lineamientos de atención que la administración ha establecido para garantizar una atención de calidad, y Coppel lo tiene, es agradable entrar a la tienda y recibir un saludo, es agradable ver que mis depósitos, abonos o cuentas saldadas son agradecidas, que soy atendida por personas amables y además de todo que sonríen mientras trabajan . 

El crecimiento y fortalecimiento de la marca, desde mi punto de vista también ha sido excelente, muy buena comunicación con su segmento de mercado (comunicación muy “limpia”), tienen identificado a su target y lo mejor de todo es que lo dignifican, lo comprenden y hablan su mismo idioma (parece que me pagaron por decir todo esto, pero nooo, simple y sencillamente me sale lo marketer cuando entro a las tiendas y todo esto que ahora escribo es de lo que me he percatado), están enfocados en su segmento, y ahí esta la clave, quienes son, que hacen, como piensan, a que se enfrentan, que quieren, el mercado siempre esta diciéndonos que solicita, y que ocupa, solo hay que prestar oídos y desarrollar las estrategias que sean necesarias para atenderlo, ¿caro?, ¿costoso? Si! Pero bajo estándares administrados, metas y objetivos bien vale la pena afrontar el costo porque podré tener certeza de los resultados.

El marketing no es mágico, no es una pastilla que te tomas hoy y amaneces aliviado mañana. El marketing, la investigación, los medios, el diseño jamás serán un gasto para una empresa que tenga en claro quien es su target, que es lo que quiere comunicar, y cuales son las reacciones que quiere despertar.

Recuerdo cuando en los lejanos ochentas era la televisora local la que producía sus spots para televisión y tengo más que presente el jingle de radio: (8) Coppel, Coppel, todo con facilidades (8). En las estaciones de radio de aquí de Culiacán. Nuevamente, el marketing de Coppel no fue mágico, pasaron años, para que pudiera tener los “niveles de conciencia” que hoy tiene en su comunicación. Sigo pensando fuertemente que la regaron usando a Fey como vocera de marca hace unos años ( para empezar no creo que Fey haya comprado algo en toda su vida en alguna tienda Coppel, segunda, Fey si Fey mmm soltera, joven, independiente... las tiendas Coppel son como que mas familiares ¿no? Discrepancia, discrepancia pues.

Bueno, Coppel bien hecho.
Saludos y gracias por pasar .

Ah por cierto este es el post 290! Por su atención y preferencia Gracias! =).
Write to me
Macu
Macu@kitschmacu.com

4 comentarios:

  1. Totalmente de acuerdo. Podría quejarme un poco pero solo porque me pongo medio roñosa x)

    ResponderEliminar
  2. Hola baby, ajajaj no te pongas roñosa, ajajaj luego se te cae el pelo, ajajja ya ves de un buen servicio se desprende el word of mouth, priceless para cualquier empresa. Macu

    ResponderEliminar
  3. necesito saber mail para enviar curriculum a coppel en argentina

    ResponderEliminar
  4. Miguelmorerira,solo presentate en la tinda que esta en buenos aires y ahi mismo te daran informacion ,de manera facil y sencilla,sin tanto protocolo

    ResponderEliminar